Etiqueta: Dignidad

Catatumbo tendrá su ¡Basta Ya!

Catatumbo tendrá su ¡Basta Ya!

Autor

CNMH

Fotografía

María Paula Durán

Publicado

25 Ene 2016


Catatumbo tendrá su ¡Basta Ya!

El informe ¡Basta Ya! Colombia: memorias de guerra y dignidad fue publicado por el Centro Nacional de Memoria Histórica (CNMH) en 2013. Aun así, es claro que el reconocimiento que reclaman las víctimas en cuanto a la realización del derecho a la verdad y a la memoria tiene un enfoque territorial que reclama un lugar propio.


Por ese motivo, el CNMH propuso la realización de los conocidos “Basta Ya Regionales”, a través de los cuales se pretende propiciar y garantizar las condiciones para que las regiones puedan implementar mecanismos de reconstrucción de memoria. 

Estos “Basta Ya Regionales” serán financiados por los entes territoriales e implementados por las universidades regionales. La participación de las víctimas y el acompañamiento técnico del CNMH serán los puntos esenciales para su desarrollo. 

El proyecto ¡Basta Ya! Medellín se presentó oficialmente el pasado 10 de julio de 2015 en el Museo Casa de la Memoria de Medellín y sus resultados se darán a conocer en 2017 (ver: http://www.centrodememoriahistorica.gov.co/noticias/noticias-cmh/medellin-converso-sobre-su-basta-ya).

Y en este 2016 el CNMH inicia de otro gran proyecto: ¡Basta Ya! Catatumbo de la mano de la MAPP – OEA.

“El proyecto surgió por solicitud de la Diócesis de Tibú, la cual pidió al CNMH hacer una reconstrucción de memoria y esclarecimiento de la verdad para construir las bases para aportar a la territorialización de la paz y al desarrollo de diálogos de la paz. El proyecto ya tuvo todo un trabajo previo de concertación con la Diócesis en 2015”, afirmó Camila Medina, Directora de Construcción para la Memoria Histórica del CNMH.

El objetivo entonces será desarrollar un proceso de memoria histórica del conflicto armado en la región del Catatumbo que permita identificar contextos y lógicas de violencia, formas de victimización,  impactos  poblacionales  y territoriales diferenciales, así como las respuestas y resistencias que se han generado desde la sociedad civil  para contribuir a la dignificación, reconocimiento y visibilización de las víctimas y comunidades de la región. 

“El proyecto tendrá un enfoque participativo y otro pedagógico y comunicativo. Se acompañará la conmemoración de la masacre de Tibú el 29 de mayo y la de la Semana por la Paz en septiembre. Además se realizarán diálogos de la memoria y se trabajará en la producción de piezas radiales”, comentó Isabel Caballero, investigadora del proyecto.

Los resultados de esta investigación se darían a conocer en el 2018.

A propósito el CNMH publicó en octubre de 2015 un informe sobre el conflicto armado en la región: Con licencia para desplazar [Descarga el informe] hizo parte de la serie de cuatro investigaciones sobre desplazamiento forzado en el país. 

 


Dignidad, memorias de guerra, reconocimiento, Víctimas

Memoria y dignidad campesina

Noticia

Autor

CNMH

Fotografía

CNMH

Publicado

27 Jul 2016


Memoria y dignidad campesina

Entre 1999 y 2004 el Bloque Calima de las Auc se tomó buena parte del Valle del Cauca. Miles de personas fueron asesinadas o tuvieron que desplazarse de sus tierras. Hoy los sobrevivientes siguen reclamando justicia por los crímenes cometidos. Según una investigación de la Consejería de Paz del departamento, se cometieron 60 masacres, dejando 771 personas asesinadas y alrededor de 800 desaparecidos, entre otros hechos victimizantes.


Desde el año 2012 los campesinos de la región, junto con la Asociación de Trabajadores Campesinos del Valle del Cauca -Astracava-, realizan la conmemoración departamental por las víctimas de conflicto armado: “Memoria y Dignidad Campesina”, constituyéndose como un aporte valioso en la construcción de una cultura de paz para evitar el olvido de la guerra en esta zona del país.

Siguiendo esta costumbre, que ya empieza a convertirse en una tradición, el próximo 30 de julio de 2016 la Plaza Cívica de Boyacá, de la ciudad de Tuluá, será anfitriona de la IV conmemoración de “Memoria y dignidad campesina”, enmarcada en un contexto de “esperanza y alegría que motiva la cercanía del Acuerdo Final de los diálogos de paz entre el gobierno nacional y las Farc; diálogos que han sabido poner en el centro de sus acuerdos justamente a las víctimas para darle como horizonte claro a su i mplementación la satisfacción plena de los derechos a la verdad, justicia, reparación y garantías de no repetición que exigen y merecen las víctimas del conflicto social y armado”, explican los organizadores del evento.

Esta conmemoración ha pretendido generar propuestas para que la comunidad resuelva de manera pacífica, tolerante y respetuosa los conflictos que se generan. También está orientada al fortalecimiento de la convivencia y la intervención psicosocial que necesitan las víctimas del conflicto. El Centro de Memoria Histórica invita a todos a no olvidar los hechos ocurridos en esta comunidad. 

AGENDA PLAZA CÍVICA DE BOYACÁ, DE LA CIUDAD DE TULUÁ

9:30-10:20 a.m.: Misa Campal. 

10:20-10:50 a.m.: Acto simbólico (Isabel López, Grupo “Gestos Teatro”) 

10:50:11:30 a.m.: Presentación de la Campaña “Por la Paz de la Nación el campesinado le pone el Corazón” y del Comité Pedagógico por la Paz (Coordinación Campesina del Valle) 

11:30-12:20 p.m.: Intervención sobre el acuerdo de Víctimas de la Habana y sus beneficios para la construcción de la paz con justicia social. 

12:20-12:40 p.m.: Presentación del mural en homenaje a las víctimas (Colectivo Letincel).

13:30-14:30 p.m.: Presentaciones Culturales. 

Apoyan: Centro Nacional de Memoria Histórica y Personería Municipal de Tuluá 

 


Campesinos, Dignidad, Memoria

Una obra de teatro llena de dignidad

Noticia

Autor

Carolina Moreno

Fotografía

Carolina Moreno

Publicado

19 Oct 2016


Una obra de teatro llena de dignidad

El grupo teatral El Tente, un colectivo de mujeres víctimas del conflicto armado, construyeron la obra: “Anunciando la ausencia”, donde hacen un relato sobre la desaparición forzada de sus familiares. 


Estas mujeres, provenientes de distintos lugares del Meta, que de manera empírica desde el año 2010 iniciaron la creación colectiva de esta obra de teatro, tras participar en las Escuelas de formación a familiares de desaparición forzada que impulsó el Movice en este departamento, escenifican alrededor de la dramaturgia, las rutas que han recorrido en los procesos de búsqueda, la identificación en fosas comunes, las exhumaciones en lugares y cementerios sin encontrar aún a sus familiares. De igual manera comparten los objetos que usaban sus seres queridos: una blusa, un crucifijo, o los zapatos viejos que usaban como nuevos.

Nidia, Amparo, Rosario, Paulina, Carmen, Martha, Inés y Alicia cuentan en escena sin libreto sus historias de búsqueda en el Meta y el Guaviare, de esa espera, de una señal para encontrar el cuerpo del ser amado que la guerra se les llevo. “Es una obra profundamente conmovedora, no es una obra de teatro, ellas no son actrices, está claro que ellas no quieren olvidar, no importa lo que ellas digan, son ellas lo importante, la memoria que hay en ellas, el dolor de estas mujeres. Ellas posiblemente no han podido llorar a sus muertos y esto es ir al cementerio como lo hace cada domingo alguien con naturalidad, para ellas esto ha sido imposible”, expresó la actriz Alejandra Borrero, quien asistió a una de las funciones que se hicieron de la obra en el pasado mes de septiembre, en la ciudad de Bogotá, dentro de la conmemoración del  Día Internacional de las Víctimas de Desaparición Forzada.  

“La primera vez que vi la obra, sentí que no había superado cosas, definitivamente hay heridas, las cosas que lo transportan a uno, el simple hecho de ver a mi mamá en el teatro vienen muchos recuerdos dolorosos” dice Enrique Castro, hijo de Martha quien lleva buscando por 15 años a su hijo Andrés.

Para Jasbledy Mora, hija de Carmen, ver a su mamá ahí, en tarima, “es muy fuerte lo que ella cuenta, porque no sabemos de mi papá, nos mostraron una fotos, al parecer fue torturado”, relata con tristeza.

 

Amparo en una de las escenas de la obra le cuenta al público la desaparición de Zuly, su hija, que tenía tres meses de embarazo y dejó una niña de nueve años. Todo sucedió en el años de 2001 cuando llegó una arremetida paramilitar en Charras, Guaviare. “Eso le mueve a uno todas las fibras, uno se hace el duro pero en el momento de recordar todo se le devuelve, se siente esa ausencia. Es algo muy intenso cuando mi mamá saco el cuaderno y ver cuando compartíamos con mi sobrina pequeña… es doloroso” dice Jenny Lozada, una de las hijas de Amparo.

En El Tente “ellas son familiares de víctimas de desaparición forzada, sin formación teatral, tal vez algunas de ellas no habían visto una obra de teatro en su vida, creo que llegar a lo que están haciendo es maravilloso. Es una obra que sensibiliza y hace preguntarse ¿qué es esto de la desaparición forzada? Y lo que ellas están marcando diciendo: “sigamos buscando”, eso es muy importante, esa fuerza que dan allí para dejarle a la gente que nunca ha estado cercana a estas situaciones. Entregan un mensaje de búsqueda, de sufrimiento, de dolor, pero también de resistencia y de valor para otras personas” expresa Eugenia Castro, integrante del Movice en Bogotá. 

El Tente es un pájaro conocido en el Meta porque protege a los niños en el campo, “en las casas donde él esta no permite que ningún mal se le acerque a los niños y por eso nosotras somos El Tente de la memoria” asegura Paulina, una de la interpretes de la obra.

Publicado en Noticias CNMH


dignidad


Dignidad

Dignidad campesina en la Moralia

Noticia

Autor

CNMH

Fotografía

CNMH

Publicado

26 Jul 2017


Dignidad campesina en la Moralia

“Memoria y dignidad campesina” conmemora a las víctimas del paramilitarismo en el Valle del Cauca a través de un encuentro municipal de víctimas, familiares y comunidad en general, el 30 de julio. La comunidad quiere promover la constitución de la zona media de Tuluá como sujeto colectivo, de acuerdo a lo establecido por la ley 1448 de 2011.


Entre 1999 y 2004, el Bloque Calima de las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC) se tomó buena parte del Departamento del Valle del Cauca llevando a cabo 60 masacres que dejaron a su paso 800 desaparecidos y 771 personas asesinadas. Miles de personas tuvieron que desplazarse de sus tierras y sus casas. 

Una de las veredas que sufrió un mayor impacto fue La Moralia, lugar que según el informe “Patrones y campesinos: tierra, poder y violencia en el Valle del Cauca” del Centro Nacional de Memoria Histórica (CNMH) sería punto de inflexión y de inicio del proceso de expansión militar a varias zonas del departamento. 

Una de las veredas que sufrió un mayor impacto fue La Moralia, lugar que según el informe “Patrones y campesinos: tierra, poder y violencia en el Valle del Cauca” del Centro Nacional de Memoria Histórica (CNMH) sería punto de inflexión y de inicio del proceso de expansión militar a varias zonas del departamento. 

El próximo 30 de julio de 2017, el corregimiento de La Moralia en Tuluá será anfitrión de la Conmemoración “Memoria y Dignidad Campesina”. Se conmemora la alegría y la esperanza, “el paso que significó para la paz de Colombia la dejación de armas por parte de las Farc; acuerdos que han sabido poner en el centro de sus acuerdos a las víctimas” afirman los líderes de La Moralia. 

El evento será un escenario masivo en el que las comunidades campesinas, el pueblo tulueño y vallecaucano se unen en la necesidad de que el gobierno nacional avance prontamente en la implementación de los acuerdos, con especial atención en la reparación integral para las víctimas, así como el avance en la constitución de las Zonas de Reserva Campesina como medidas de reparación colectiva. 

Agenda:

Lugar: La Moralia

Día: 30 de julio

Misa Campal
9:30 – 10:20 a.m. 
Acto simbólico 
(Isabel López, Grupo “Gestos Teatro” y jóvenes campesinos)
10:20 – 10:50 a.m. 
Concierto de música campesina
10:50 – 11:30 a.m.
Presentaciones culturales
12:20 – 12:40 p.m. 

Publicado en Noticias CNMH


Dignidad


Dignidad

Ir al contenido